By Jo Blackmore

10 de May de 2024 - 03:50

Una niña feliz en clase al practicar inglés

A muchos padres les gustaría enseñar inglés a sus hijos en casa, pero no saben cómo ni por dónde empezar. No importa si tu manejo del idioma no es perfecto, la clave es ser entusiasta y darles mucho ánimo y elogios a los niños.

No te preocupes si no empiezan a hablar inglés inmediatamente, ya que necesitarán algún tiempo para absorber el idioma. Ten paciencia y comenzarán a desenvolverse a su propio ritmo.

Consejos para enseñar inglés a los niños en casa

Ya sea que quieras reforzar el aprendizaje de tus hijos desde casa o presentarles los conceptos básicos para que después continúen su camino en un curso de inglés, te damos consejos útiles para apoyarlos.

Establecer una rutina

Establece una rutina para el tiempo dedicado al inglés en casa. Es mejor tener sesiones cortas y frecuentes, que largas y muy espaciadas. 15 minutos son suficientes para los niños muy pequeños.

Puedes incrementar gradualmente el tiempo a medida que tus hijos crecen y aumentan su capacidad de concentración. Procura que las actividades sean breves y variadas para captar su atención.

Trata de realizar las actividades a la misma hora todos los días. Los niños se sienten más cómodos y seguros cuando tienen una rutina. Por ejemplo, podrían jugar después de la escuela o leerles cuentos infantiles en inglés antes de dormir.

Si tienes espacio en casa, crea el rincón del inglés, donde guardes cualquier cosa relacionada con el idioma, por ejemplo, libros, juegos, DVD o manualidades que hayan hecho tus hijos.

La repetición es esencial: los niños a menudo necesitan escuchar palabras y frases muchas veces antes de sentirse preparados para decirlas ellos mismos.

Jugar

Los niños aprenden de forma natural cuando se divierten. Las tarjetas didácticas son una excelente alternativa para enseñar inglés y revisar vocabulario. Además, hay muchos juegos diferentes, como Memory, Kim’s game, Snap o Happy Families.

Puedes encontrar tarjetas didácticas gratuitas sobre una amplia variedad de temas en el sitio de LearnEnglish Kids.

Acá hay otras opciones:

  • Acción: Simon says, Charades, What’s the time Mr Wolf?
  • De mesa: snakes and ladders y otros tradicionales.
  • De palabras: I spy, Hangman.
  • En línea: puedes terminar tu tiempo de inglés con un juego en línea de LearnEnglish Kids

Usar situaciones cotidianas

La ventaja de enseñar inglés en casa es que puedes utilizar situaciones cotidianas y objetos para practicar el idioma de forma natural y contextualizada. Por ejemplo:

  • Habla sobre la ropa cuando estés doblándola o si tus hijos se estén vistiendo (“Let’s put on your blue socks”, “It’s Dad’s T-shirt”, etc.).
  • Practica el vocabulario de juguetes y muebles cuando ayudes a tus hijos a ordenar su habitación (“Let’s put your teddy bear on the bed!”, “Where is the blue car?”).
  • Enseña vocabulario sobre alimentos cuando estés cocinando o yendo de compras. Dales a tus hijos una lista de cosas a buscar en el supermercado (usa imágenes o palabras según su edad). Repasa el vocabulario cuando guardes las compras en casa.
Grupo de niños leen un libro para aprender vocabulario de la familia en inglés

Guía gratuita para el viaje de aprendizaje del idioma inglés de tus hijos. Todo lo que necesitas saber para apoyar el aprendizaje de inglés de tus hijos 
Recibe la guía

Historias

A los niños más pequeños les encantan los libros con colores brillantes e ilustraciones atractivas. Miren las imágenes juntos y repitan las palabras mientras las señalan.

Más tarde puedes pedirles a tus hijos que señalen diferentes cosas, por ejemplo, “Where's the cat?” Después de un tiempo, anímalos a decir las palabras preguntándoles “What's that?” Escuchar historias los acostumbrará a los sonidos y ritmos del inglés.

Las historias animadas de LearnEnglish Kids son una excelente manera de desarrollar habilidades de escucha y lectura. Los más grandes pueden completar las actividades descargables adjuntas para evaluar su comprensión.

Canciones

Las canciones son una forma realmente eficaz de aprender palabras y mejorar la pronunciación. Las que implican acciones son particularmente buenas para los niños muy pequeños, ya que pueden unirse incluso si aún no saben cantarlas.

Hay muchas canciones divertidas y animadas en LearnEnglish Kids que puedes escuchar con tus hijos.

Dales la oportunidad a tus hijos de seguir su aprendizaje en el British Council

Enseñar gramática

No es necesario enseñarles explícitamente las reglas gramaticales a los niños más pequeños, sino acostumbrarlos a escucharlas y usarlas en contexto. Por ejemplo, “have got” cuando se habla de la apariencia de alguien, o “must/mustn’t” cuando hablas de las reglas de su escuela.

Escuchar la gramática utilizada en contexto desde una edad temprana ayudará a tus hijos a usarla de forma natural y correcta cuando sean mayores.

Para niños más grandes, puedes utilizar la sección de práctica de gramática en LearnEnglish Kids. Los videos, cuestionarios y juegos ayudan a los niños a aprender de una forma divertida y relajada.

Puede resultar muy útil para los niños más grandes enseñar a sus hermanos u otros miembros de la familia. Explicar a otra persona cómo usar la gramática les ayudará a dominarla también.

¿Qué palabras y frases debería enseñar primero?

Considera los intereses y las personalidades de tus hijos al decidir qué temas enseñarles y déjalos que te ayuden a elegir. Quizás te interese comenzar con algunos de esto:

  • números (1-10; 10-20; 20-100)
  • colores
  • adjetivos (por ejemplo, grande, pequeño, alto, feliz, triste, cansado)
  • el cuerpo
  • juguetes
  • ropa
  • animales (por ejemplo, mascotas, animales de granja, animales salvajes)
  • comida

Puedes encontrar muchas actividades divertidas sobre una amplia variedad de temas en LearnEnglish Kids.

También es importante que tus hijos se acostumbren a la expresión “English time”, así que utiliza las mismas frases con ellos cada vez, como “It’s English time! Let’s sit down. Which song shall we start with today?” Los niños pronto aprenderán frases, por ejemplo, please; thank you; Can I have…?; Where is…?; Point to…; What colour is it?; It’s…; I like…; I don’t like…

Sea cual sea tu enfoque, lo más importante es relajarte, divertirte y hacer que enseñar inglés sea una experiencia agradable tanto para ti como para tus hijos.